miércoles, 14 de enero de 2009

Tomé querido


Ríos de calles que caen por los faldones de tus cerros,

Me hacen exclamar, Tomé te quiero,

Aquellas que me abrieron paso en la vida,

Aquellas que siempre me acogieron.


Tierra, piedras, asfalto y pavimento,

Revisten tus senderos que callan tus momentos,

Cuantos caminantes te vieron de pequeño,

Y hoy que estás más grande, te recuerdan con esmero.


Pueblo de poetas, pueblo de cantantes,

Pueblo de los niños, las mujeres y los amantes,

Pueblo del obrero, y del estudiante

Que se rebela de tu abrazo fuerte y penetrante,

Buscando nuevos rumbos más allá de tus alcances.


Canto a tus adornos, playa y tus entornos,

Que me inspiran emociones de alegrías y de infancia,

Que me hace respirar del amor vecindario,

De la gente buena que te conforma a diario.


Hoy me recibes como antes, con familia y con encanto,

Con la misma gente que antes joven, y hoy con menos energía,

Me educó en sociedad de héroes triunfantes de la vida,

Los hijos de los padres, los padres nuestros héroes,

Que los años los marchitan en su lucha gratuita,

De entregar su amor a la juventud de hoy día,

Mis vecinos de entonces, esos niños cultos en la vida,

Reflejan el alma de las personas tomecinas,

Que recorriendo todo el mundo, relatan en sus cuentos,

A este Tomé mío, que pueblo tan inmenso.

Camila Galdames S.

13/01/08

1 comentario:

Elson dijo...

Muy lindo ... te felicito, Camy

que el Señor te bendiga :)